(El reproductor de abajo puede detenerse en cualquier momento pulsando la tecla Escape)


AUDICIONES

El fragmento musical que se oye en el blog, siempre interpretado por el Tölzer Knabenchor y sus solistas, irá cambiando cada cierto tiempo. En los comentarios podéis hacer vuestras propias peticiones.



martes, 15 de marzo de 2011

A los fans de Japón



(DETENED EL REPRODUCTOR DEL FINAL DE LA PÁGINA PARA OIRLO)

El coro de Tölz ha estado varias veces en este país, hoy por desgracia castigado. Sé que hay muchos fans japoneses, e incluso niños de Tölz han formado parte de un manga relacionado con La Flauta Mágica. Sí, estos chicos han causado impresión en el país del sol naciente.

De su gira en el año 2000 extraigo esta canción popular japonesa, chiisai aki mitsuketa. Con ella quiero expresar mi solidaridad y mi apoyo moral. Arigato.

lunes, 14 de marzo de 2011

Hispanohablantes en el concierto de Bad Tölz


El pasado viernes tuvo lugar un concierto en el Kurhaus de Bad Tölz, de ésos mensuales en los que suelen participar miembros del coro 2 o principiantes del 1; a veces, sin embargo, también van los más experimentados, como ocurrió en 2007, cuando tuve la oportunidad de presenciar el concierto navideño (la primera vez que vi al coro en directo).
Un gran fan me cuenta que había allí un matrimonio con dos hijos, hispanohablantes. Quiso preguntarles si conocían este blog, "pero mi español no da para tanto" -comenta. No se comunicó pues con ellos. Está sorprendido y emocionado.
Por favor: si esa familia lee el presente artículo, agradecería que hiciera un comentario. ¡Qué bonito!
El día 23 de agosto veré con mis padres el concierto de Stams (cerca de Innsbruck), con obras de Bach y Schütz: ¡estoy deseando!
Gracias a todos por el seguimiento y el apoyo.

martes, 1 de marzo de 2011

Nueva crítica de los motetes



En enero, Ann-Cristine Mecke publicó un artículo sobre este disco en el diario Berliner Zeitung.
Leer.
Yo lo he traducido para vosotros.


REUNIÓN FAMILIAR CON MOTETES.

A veces perfecto, a veces áspero y muy enérgico: el nuevo álbum del Tölzer Knabenchor

Ann-Christine Mecke

Una reunión de los Bach seguramente no podía calificarse como algo de naturaleza tranquila. La familia, grande y compleja, abundaba en músicos. En Erfurt, los Bach con sus muchos Johanns dominaban la vida musical desde hacía tanto tiempo que el apellido fue incluso sinónimo de "músico de villa". El hecho de que las composiciones de los numerosos parientes de Johann Sebastian sean poco conocidas no es sorprendente si consideramos la gran sombra de éste. Muchos de los motetes que nos han llegado se han grabado en cd, pero siguen siendo desconocidos.

El Tölzer Knabenchor bajo la dirección de Gerhard Schmidt-Gaden acaba de publicar una nueva colección de motetes de la familia Bach. Es como un verdadero encuentro familiar: predomina en número la antigua generación, que suele conocerse mucho menos que la de miembros más jóvenes. El álbum empieza comparativamente tranquilo con un motete a dos coros de un tío-abuelo de Johann Sebastian nacido en 1604, Johann. Lo siguen varias obras de Johann Michael, el primer suegro de Johann Sebastian, y de su hermano Johann Christoph.

Es un placer escuchar al Tölzer Knabenchor en estos motetes antiguos: las robustas voces de soprano se deslizan ágilmente sobre las coloraturas en la palabra "Freuden [„Alegría"]". Tampoco disminuye la tensión en los pasajes homofónicos gracias a bien equilibrados diálogos entre las distintas voces. En la cuidada interpretación, las composiciones de los antiguos parientes resultan a veces ambiguas y atrevidas: La vulnerabilidad está presente en "Fürchte dich nicht [„No temas"]"; un Septacordo implacablemente acentuado deja patente qué se entiende por "vida pecaminosa".

Un claro modelo

Sin embargo, el coro despliega su especial calidad en el motete coral "Befiehl du deine Wege" del yerno de Johann Sebastian, Johann Christoph Altnickol. La composición, claramente orientada según el modelo de "Jesu meine Freude", consta de doce estrofas musicadas de forma totalmente distinta. En varias de ellas se desprenden voces solistas de la frase, se unen en tercetos o cuartetos o brillan sobre la melodía del coral, que es confiada a una de las cuerdas. A pesar de la perfección técnica hasta en los trinos del coro, el resultado sonoro no es siempre perfecto; a veces queda algo áspero. De todos modos, la fuerza expresiva es fascinante y la sublime naturalidad con la que los cantores atienden a los principios interpretativos del siglo XVIII hace que el Tölzer Knabenchor no tenga parangón.

En el motete conclusivo del hijo de Bach Johann Christoph Friedrich se requieren otras cualidades totalmente distintas: la prolongada, tranquila frase coral sobre un texto relativamente corto vive de sutiles cambios armónicos y dinámicos. Gerhard Schmidt-Gaden dirige aquí la ejecución no en primera línea con disciplina coral, sino confiando en la capacidad interpretativa de cada cantante aislado que resulta perfecta y no decae en los más de quince minutos de duración de esta obra. El hecho de que el conocido como "Bach de Bückeburg" probara su fuerza expresiva en la interpretación textual precisamente con un texto tan claro como "Ich lieg und schlafe ganz in Frieden" se explica sin embargo tras varias audiciones.

En la ejecución del Tölzer Knabenchor la seguridad del durmiente se percibe en peligro progresivo debido a la insistencia de su queja, hasta que un coral conciliador presenta como alternativa segura el descanso de la muerte.

Es la primera reunión familiar cuya grabación se desea oír varias veces seguidas.

-----------------------

Tölzer Knabenchor, Gerhard Schmidt-Gaden:

Motetten der Bach-Familie. Capriccio/Naxos.